domingo, diciembre 23, 2007

Cuando pienses envolver

La navidad se resume en una sola palabra: regalos. Bueno, también significa otras cosas: la alegría de dar y recibir (regalos), compartir (regalos), reunirse con amigos (para intercambiar regalos) y estar en paz (por haber comprado tus regalos a tiempo). Hay, sin embargo, un paso intermedio entre la compra del regalo y entregarlo: la envoltura. Para esto tienes dos opciones: una es hacerlo en la tienda y la otra es en tu casa.
Lo primero implica hacer la colaza, puesto que la gente prefiere ahorrarse la fatiga, además de tener que conformarte, caballero nomás, al clásico papelito obligadamente navideño con el sello de la tienda por doquier. Y dime tú, qué pasa cuando no compras en los grandes almacenes que dan el servicio.
Lo que suelo hacer es envolver mis regalos en casa, aunque mis habilidades manuales mueran luego de tipear en la computadora usando dos dedos. Ergo, tratar de salir bien librado con la tijera y la cinta adhesiva es todo un reto. Tampoco me la pongo fácil. Como no me gustan los papanoeles, estrellas ni merrychristmass, apelo a otros tipos de papel, aunque no hayan sido necesariamente creados con ese fin. ¿Qué pasa luego? el papel se rompe, los regalos se traslucen, o las cintas decorativas quedan cortas. Tons, vas a comprar más papel y nuevamente. Para asegurarte de no hacer un viaje más, vuelves a la tienda y compras más cinta y papel, y cuando finalmente te sale algo más o menos aceptable, te das cuenta de que compraste más del debido que, con toda seguridad, se avejentará en algún lugar del escritorio hasta quedar prácticamente inservible. Toda la magia, el efecto 3D de ese papel que cobró vida en tus manos que trabajaron la tierra hasta verlas sangrar, como tímida vestidura de tus regalos, en los cuales gastaste toditita tu grati, desaparecerá en segundos, cuando el regalado lo desbarate en cuestión de segundos.
Mejor, celebremos el Festivus.

Dígame licenciado

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

En otras palabras: Está permitida la reproducción parcial siempre y cuando

se mencione la fuente y no se emplee con fines comerciales.

Blog Archive

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP