lunes, febrero 11, 2008

Quítame la cámara

Ir a los establecimientos estatales es entrar en un episodio de la Dimensión Desconocida escrito por Kafka. A veces no llega a tanto y es sólo un capítulo de Seinfeld, una tomadura de pelo de Sacha Baron Cohen.
Esta mañana fui a la Sunat a hacer un trámite. Tenía que pasar por el odioso arco detector de metales, ergo, saqué de mis bolsillos mis llaves, celular y mi cámara de fotos (no salgo de casa sin ella).
Luego pasar por el arco (que igualito sonó), el vigilante, con una amabilidad poco usual en los establecimientos del ramo, me pregunta "¿Es una cámara?". A lo que respondí que sí. "Se tiene que quedar en custodia". "Bueno", contesté, puesto que es lo normal en los locales estatales, aunque ignoro por qué. Curiosamente, nadie dijo nada sobre mi celular, que tiene cámara de fotos y video.

1 secretos:

Coralí viernes, febrero 15, 2008 9:38:00 a.m.  

Me ha hecho recordar la primera vez que entre a cierta institución estatal y me dejaron entrar como Pedro en su casa, no nme pidieron DNI, no me preguntaron como me llamaba ni a donde iba y mucho menos me hicieron vaciar mis bolsillos mientras que en ONP, institución donde trabaje por dos años enteros y conocia a todos los huachis y personajes del lugar, no me dejaban entrar si no tenia correctamente colgado mi fotochek en el cuello y si me lo olvidaba era todo un lio!!!...La verdad creo que la tecnologia rebaza cualquier criterio de seguridad y que los criterios de seguridad varian de persona a persona.

Dígame licenciado

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

En otras palabras: Está permitida la reproducción parcial siempre y cuando

se mencione la fuente y no se emplee con fines comerciales.

Blog Archive

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP